sábado, 18 de agosto de 2007

Facil y Dificil. Un Secreto de Prosperidad

Lograr prosperidad y abundancia en nuestra vida depende de nuestra actitud en gran medida. Aquello que nos parece fácil no nos allana el camino hacia nuestro objetivo. Aquello que nos parece difícil es el camino a seguir. El secreto está en darnos cuenta de que eso difícil es aún más fácil que lo que nos parce comodo. Al lograr este cambio de actitud, abrimos el secreto en el encuentro con nuestra abundancia y prosperidad.
H. G. CIBELE

Fácil es ocupar un lugar en una agenda telefónica.
Difícil es ocupar el corazón de alguien...

Fácil es herir a quien nos ama.
Difícil es curar esa herida...

Fácil es dictar reglas.
Difícil es seguirlas...

Fácil es soñar todas las noches.
Difícil es luchar por un sueño...

Fácil es exhibir la victoria.
Difícil es asumir la derrota con dignidad...

Fácil es admirar una luna llena.
Difícil es ver su otra cara...

Fácil es saber que estás rodeado por personas queridas.
Difícil es saber eso y no sentirte solo...

Fácil es tropezar en una piedra.
Difícil es levantarte...

Fácil es disfrutar la vida todos los días.
Difícil es darle el verdadero valor...

Fácil es prometerle a alguien algo.
Difícil es cumplirle esa promesa...

Fácil es decir que amamos.
Difícil es demostrarlo todos los días...

Fácil es criticar a los demás.
Difícil es mejorar uno mismo...

Fácil es cometer errores.
Difícil es aprender de ellos...

Fácil es llorar por el amor perdido.
Difícil es cuidarlo para no perderlo...

Fácil es pensar en mejorar.
Difícil es dejar de pensarlo y solamente hacerlo...

Autor desconocido. Foto: Stockxpert

Publicar un comentario